Related Posts with Thumbnails
Related Posts with Thumbnails

Colección de Citas de C.H. Spurgeon

>> 27.2.11

Spurgeon Predicando (fuente de la imagen)
  

Sobre la lectura de la Palabra...

"Y en cuanto a ustedes, hermanos y hermanas míos, que no tienen que predicar, el mejor alimento para ustedes es la propia Palabra de Dios. Los sermones y los libros están muy bien, pero los ríos que recorren una gran distancia sobre la tierra, gradualmente recogen algo de basura del suelo sobre el que fluyen y pierden la frescura que los acompañaba al salir del manantial. La verdad es más dulce cuando acaba de salir de la Roca abierta, pues ese primer chorro no ha perdido nada de su vitalidad ni de su carácter celestial. Siempre es mejor beber agua del pozo, que del tanque de almacenamiento. Ustedes se darán cuenta que leer la Palabra de Dios por ustedes mismos, leer esa Palabras más que comentarios y notas acerca de ella, es la manera más segura de crecer en la gracia. Beban la leche sin adulteración de la Palabra de Dios, y no la leche descremada, o la leche mezclada con agua proveniente de la palabra del hombre."

Tomado del sermón, Cómo Leer La Biblia; (sermón 1503)


Sobre la Doctrina de la Elección...

"La verdad es que la doctrina de la elección, -junto con las verdades hermanas vinculadas a ella-, actúa como una grandiosa ancla. Sostiene firmemente al alma, y por medio de la influencia del Espíritu Santo, el hombre es llevado a sentir que tiene algo estable en lo que puede apoyarse, y que no puede abandonar ni ahora ni nunca para ser sacudido de un lado a otro sobre un mar, sin mapa ni brújula, a merced de todo viento de doctrina. Hay algo en esa doctrina que, por decirlo así, cava la tierra y permite que el alma eche raíces profundamente, que nos ciñe a todo alrededor como con una triple lámina de acero, y no deja espacio en el que la flecha de la infidelidad o de la falsa doctrina pueda penetrar para herirnos..."

"La tendencia de la doctrina de la elección no es sombría, sino que es gozosa. Yo sé que he experimentado momentos en los que mi espíritu ha estado tan abatido que nada podía alzarlo excepto esta preciosa verdad."

"Yo no sé qué podrán encontrar ustedes como consuelo, pero en cuanto a mí, no hay nada que me satisfaga como las doctrinas de la gracia, nada excepto esa doctrina me proporciona algún consuelo. Esta doctrina ha llenado de tanto gozo nuestras almas, que a veces no hemos sabido cómo contenerlo; nos hemos remontado sobre alas de águilas hasta nuestro Dios, que nos ha hecho regocijarnos en Él por causa de Su favor selectivo.

¿Qué fue lo que hizo danzar a David delante del arca? La doctrina de la elección; pues, ¿qué le dijo a la mujer que se burlaba de él por su danza? Le dijo: "¡Dios me eligió en preferencia a tu padre!" Esa verdad lo condujo al júbilo; y muchos herederos del cielo han danzado delante del arca de Dios cuando el Espíritu les ha revelado que sus nombres han sido registrados entre los de los elegidos de Jehová."

Del sermón núm. 324 titulado, Efectos de la Sana Doctrina, predicado elDomingo 22 de Abril, 1860


Sobre La Salvación Gratuita...

"Pero si se trata de una justificación que es gratuita, gratuita, gratuita, los hombres la desprecian. "¡Cómo!, ¿voy a obtenerla completamente gratis, sin que yo haga nada?" Así es; la debes obtener a cambio de nada, o jamás la tendrás: es "gratuita." "Pero, ¿acaso no puedo ir a Cristo y apelar a su misericordia diciendo: Señor, justifícame, pues no soy tan malo como los demás?" Eso no te servirá de nada, porque es "por su gracia". "Pero, ¿no podré albergar una esperanza porque voy a la iglesia dos veces al día?" No señor; es "por su gracia". "Pero, ¿tampoco podré alegar que intento ser cada vez mejor." No señor; es "por su gracia". Insultas a Dios queriendo comprar Sus tesoros con tu dinero falso. ¡Oh, qué ideas tan pobres tienen los hombres sobre el valor del Evangelio de Cristo, cuando piensan que pueden comprarlo!"


Tomado del sermón num. 126, titulado La Justificación por Gracia, predicado el Domingo 5 de Abril, 1857


Pueden leer estos sermones aquí.

Read more...

¡Y La Ganadora Es...!

>> 26.2.11

La ganadora de nuestro primer sorteo es:



¡Muchísimas Felicidades!




Sylvia puedes escoger uno de éstos libros; (están en inglés porque sé que hablas inglés!) puedes también leer la descripción en el enlace debajo de cada uno de ellos.


Monergism


Monergism Books

Monergism Books

Para recibir tu premio pónme un email o un mensaje en facebook con tu dirección y cuál libro quieres que te enviémos.


Bendiciones a todos y gracias por participar; estén pendientes porque habrán más sorteos en el futuro. 


Becky y Norma

Read more...

Tarta de Limón con Frambuesas

>> 25.2.11

Nos encanta la cocina, hornear y crear cosas ricas y vistosas para nuestra familia. Éste es un gusto que aprendimos de nuestra mamá; ella siempre ha sido una excelente cocinera, siempre creativa y siempre una inspiración para nosotras.

Qué importante es que como mamás creyentes retomemos el amor por la cocina,  que ese gusto por crear cosas ricas y de poner la mesa linda para nuestra familia no se apague por los ires y venires de cada día. A veces se nos olvida que servir a nuestra familia en lo cotidiano es parte de nuestro llamamiento. Sería bueno preguntarnos, ¿qué pasaría si en vez de ver nuestros  quehaceres como una carga los viéramos como oportunidades para amar y servir a nuestros hijos y a nuestro marido?

*************************

Hoy quiero compartir con ustedes la receta de una tarta de limón y frambuesas que mis hijas y yo preparamos la semana pasada y resultó todo un éxito. Es fácil y muy lucidora. El premio empieza desde que la  empiezas a hacer... el aroma de un limón siempre es maravilloso y las frambuesas son una fiesta para la vista, ¿no creen?

Algo importante: Esta tarta queda mucho más rica si la preparas un día antes o por lo menos ocho horas  antes de que planees servirla. Es deliciosa fría.



Lo que necesitas:

Base para tarta (receta aquí) 
       Nota: puedes usar cualquier otra base para pie. 
1 limón sin semillas grande, muy bien lavado y rebanado muy delgadito (lo vamos a usar todo, inclusive la cáscara.)
1 1/2 taza de  azúcar
1 barra de mantequilla  sin sal cortada en trozos grandes.
4 huevos grandes
2 cdas. de maicena (cornstarch)
1 pizca de sal.

Y para el toque final, 2 tazas de frambuesas.




Manos a la Obra:


Ya sabes, primero a pre-calentar el horno a 165ºC (350ºF)

En el procesador de alimentos pon el limón, el azúcar, la mantequilla, hasta que el limón este hecho puré.

Después añade los huevos uno a uno, luego la maicena y la sal.

Vacía esta mezcla en la base para la tarta.

Hornea de 35 a 40 mins. hasta que el centro esté firme... pero no esperes que quede completamente sólida,  simplemente bien cocida (como un flan).

Ya que esté fría la decoras con las frambuesas, y la metes al refrigerador por lo menos ocho horas.

Justo antes de servir, espolvoréala con azúcar glass para que luzca aún más.



Esperamos que la disfruten muchísimo...


Becky


Dos blogs de cocina muy buenos y con recetas deliciosas son:

La Cocina de Pily
y Bajo La Higuera, Recetas y Tips


¿Ya dejaste un comentario para participar en el primer sorteo de Delicias? ¡El sábado 26 de Febrero sacamos del sombrero el nombre de la ganadora! Lee sobre esto aquí.

Receta adaptada de este lugar

Read more...

Lo Que Amas y Lo Que Odias

>> 24.2.11



Es fácil contarle a otros  lo que Dios hizo en nuestras vidas hace cinco, diez, veinte años, sin embargo el verdadero creyente siempre tiene que estar pasando por cambios en su vida; cambios drásticos, cambios del corazón; cambios que tienen que ver con nuestra santificación, con el pecado contra el cuál  HOY tengo que luchar.

Escucha tus palabras hoy, escucha lo que sale de tu boca; escudriña tu corazón, ¿qué hay ahí en dónde nadie ve mas que tú?

La Epístola de 1a de Juan nos habla de analizar nuestro caminar, de examinarnos a la luz de las Escrituras para ver si estamos en la Verdad, ¿lo has hecho alguna vez?, ¿cuándo?

Es necesario examinarnos a la luz de las Escrituras para ver si de verdad andamos en Cristo, para ver si nuestra opiniones están alineadas a la Palabra,  para ver si la manera en que tratamos a nuestro esposo e hijos agrada a Dios, para ver si nos estamos haciendo amigos del mundo y enemigos de la cruz. No podemos medir nuestro cristianismo con nada más que la Palabra de Dios.

No se trata de decir nada mas "amo al Señor" y luego vivir como yo quiera; se trata de amar al Señor y aborrecer el pecado. Esto es imposible si Dios no nos ha llamado de las tinieblas a su Luz admirable; esto es imposible si lo tratamos de hacer en nuestras fuerzas; es imposible amar apasionadamente al Señor y odiar el pecado si no hemos nacido de nuevo, si no nos ha sido dado el arrepentimiento.

¿Qué cambios han sucedido en tu vida ésta semana?

¿Contra que pecado estás luchando hoy?

¿Qué estás haciendo para mortificar ese pecado?

¿Vives en una dependencia absoluta de Dios?

La única manera de vivir en una dependencia absoluta de Dios es a través de una vida de oración y una vida llena de la Palabra de Dios. (no del versículo del día que lees en facebook, ni de una cita buena aquí o allá)

¿Qué amas?

¿Qué odias?

¿Pecas menos hoy que hace un año?

¿Soy realmente una hija de Dios?


Todas estas preguntas son preguntas importantes que nos tenemos que hacer, todas tienen que ver con nuestro destino eterno; y ninguna de estas preguntas la podemos contestar con la opinión que los demás tengan de nosotros, sino con lo que la Biblia dice acerca de nosotros.

"Examinaos a vosotros mismos si estáis en la fe; probaos a vosotros mismos. ¿O no os conocéis a vosotros mismos, que Jesucristo está en vosotros, a menos que estéis reprobados"     2 Cor. 13: 5

Becky

Read more...

¿Quién era C.H. Spurgeon?

>> 20.2.11



Sin manipulación de llamadas al altar, sin utilizar métodos sensacionalistas o emocionales, Spurgeon, El Príncipe de los Predicadores,  confiaba sólo en Dios para convencer a los pecadores, como él mismo dijo:

"No vengo a este púlpito esperando que quizás alguno por su propia voluntad quiera volverse a Cristo. Mi esperanza está puesta en algo distinto; espero que mi Maestro traerá algunos de ellos y dirá, eres mío, y serás mío, te reclamo para mí. Mi esperanza surge del ofrecimiento de la Gracia que se ofrece gratuitamente, y no de la libre voluntad del hombre."

Charles Haddon Spurgeon, nació en Kelvedon, Essex, Inglaterra el 19 de Junio de 1834.

Tanto su padre como su abuelo fueron pastores, por lo que fue criado en un hogar Cristiano, pero no fue sino hasta  Enero de 1850 que le fue dado el don del arrepentimiento.

Spurgeon se convirtió en una iglesia metodista, fue pastor Bautista, y su teología era completamente Calvinista.  Muchas veces es llamado "El último de los Puritanos."  Spurgeon era un hombre celoso de las Doctrinas de la Gracia y nunca tuvo temor de denunciar los errores de la iglesia y pelear por la Verdad.

Su éxito en sus primeros años como predicador se debió a que llamaba la atención el hecho de que era muy joven (antes de sus 20 años había predicado alrededor de 600 veces) y sus predicaciones apelaban a la conciencia de los hombres, su don de gentes al igual que el don natural de orador. El usaba el método expositivo de la Palabra para predicar (verso tras verso, capítulo tras capítulo) en vez de versos aislados)


Cuando adolescente Spurgeon dudaba de Dios y una mañana de Domingo se levantó para ir a su iglesia, pero debido a una tormenta de nieve no pudo llegar a la Iglesia a la cual se dirigía y llegó a esta pequeña Iglesia Metodista.

El pastor de la iglesia no llegó al servicio porque estaba enfermo. Entonces uno de los feligreses laicos fue al púlpito y empezó a predicar. Predicó sobre Isaías 45:22,

"Mirad á mí, y sed salvos, todos los términos de la tierra: porque yo soy Dios, y no hay más. y luego según las palabras de Spurgeon El me miró bajo la galería, y me atrevo a decir que siendo pocos los presentes, sabía que yo era un extraño. Fijando sus ojos en mí, como si conociera mi corazón, el dijo, - joven, pareces miserable. Y siempre serás miserable en la vida, y miserable en la muerte. Si no obedeces el texto; pero si lo obedeces ahora, en este momento serás salvo. Joven mira a Cristo Jesús, ¡míralo!, ¡míralo!, ¡míralo! No tienes otra cosa qué hacer sino mirarlo y vivir -."

Spurgeon dijo, "Así como con la serpiente de bronce que fue levantada, la gente miraba y era sanada, así fue conmigo"  Tomó poco tiempo para ver el fruto de su Salvación. Spurgeon comenzó a trabajar para el Señor con mucho celo.

Cuando tenía 17 años, se convirtió en pastor de una pequeña iglesia en el pueblito llamado Waterbeach. Luego cuando tenía 19, llegó a ser pastor de la Capilla de New Park Street, Southwark, Londres.  Llegó allí como aspirante en calidad de prueba por tres meses y estuvo allí por el resto de su vida.

Londres fue bendecido por sus predicaciones y la gente comenzó a venir de todas partes y muy pronto Spurgeon llegó a ser el pastor del  Tabernáculo Metropolitano.

En un año 200.000 copias de sus tratados-sermones se distribuían en las universidades de Oxford y Cambridge. Sus sermones se tradujeron a veinte idiomas. Los periódicos americanos imprimían sus sermones cada semana y le llamaban el predicador de la era. A través del tiempo Spurgeon publicó 3.561 sermones.

El púlpito de la iglesia de New Park Street y del Tabernáculo Metropolitano donde predicó Spurgeon, coleccionaron sus sermones durante su ministerio que llenaron 63 volúmenes.

Los sermones contienen de 20 a 25 millones de palabras lo cual equivale a 27 volúmenes de la novena edición de la Enciclopedia Británica.

Las series de Spurgeon se mantiene como el más grande conjunto de libros escritos por un solo autor en la historia del Cristianismo.

La biblioteca pesonal de Spurgeon contenía 12.000 volúmenes. Spurgeon miraba su trabajo como ministro como un reformador porque trabajajaba tratando de hacer que la gente volviera a las antiguas verdades de las cuales se habían apartado.

A pesar de que los pastores protestantes eran evangélicos, eran pobres en doctrina. La meta de Spurgeon estaba en enderezar a la iglesia con doctrina fuerte. Spurgeon dijo, Mi labor diaria es revivir las viejas doctrinas de Gill, Owen, Calvino, Agustín y Cristo.

La teología de Spurgeon estaba centrada en Dios, centrada en Cristo. Su amor por el Señor se manifestaba en sus predicaciones, tenía un gran amor por las almas del mundo.

Los Cristianos se alimentaban y los pecadores necesitados eran confortados bajo su ministerio, pero sobre todo los pecadores eran llamados a venir a Cristo.

En uno de sus primeros sermones el terminó diciendo lo siguiente:

"El que creyere y fuere bautizado será salvo, mas el que no creyere será condenado, pecador fatigado, pecador rumbo al infierno, aquellos que están bajo el yugo del diablo, reprobados, rameras, ladrones, adúlteros, fornicarios, borrachos, blasfemos! Hablo a ustedes como a todos. No hago excepción de hombres. Dios no ha hecho excepciones aquí. Todo el que crea en el nombre de Jesucristo será salvo. El pecado no es barrera, la culpabilidad no es obstáculo.

Todo aquel, aunque sea tan oscuro como Satán, y tan culpable como un demonio – todo aquel que esta noche crea, será perdonado de sus pecados, sus iniquidades serán borradas; será salvo en el Señor Jesucristo, y estará en el cielo salvo y seguro. Este es el glorioso evangelio. Dios te lleva al hogar y te da fe en Jesús."

También dijo de una manera fuerte la siguiente frase,

"Hay suficiente polvo en algunas de vuestras Biblias que podeis escribir con vuestros dedos sobre ella la palabra: condenación"

Cuando Spurgeon llegó a la Iglesia de New Park Street en 1854, esta congregación que en años anteriores había tenido alrededor de 1200 miembros, tenía solo 232 miembros ahora, pero durante el ministerio de Spurgeon por 38 años el número se había incrementado a 5.311.

La iglesia era la congregación bautista independiente más grande del mundo.

Spurgeon llevó a sus servicios al Primer Ministro W.E. Gladstone, a miembros de la familia Real, miembros del Parlamento, etc.

Luego un santuario más grande se construyó y fue llamado el Tabernáculo Metropolitano. Durante la construcción del edificio, entró al salón y para probar la acústica repitió el versículo He aquí el Cordero de Dios que quita el pecado del mundo.

Estas palabras fueron escuchadas por un hombre que trabajaba en alguna parte del edificio.

Más tarde ese hombre vino a Spurgeon y le dijo que el versículo había tocado su corazón y por medio de esto había venido a Cristo.

Una vez que se terminó el edificio, fue la congregación más grande en la historia que era alcanzada con la voz de un hombre en tiempos en los que no había micrófonos.

Lo siguiente es una porción de su primer sermón en el nuevo santuario en Marzo, 31 de 1861.

"Que envíe Dios el fuego de Su Espíritu aquí, para que el ministro esté más y más apegado de su Maestro. Vendréis a pensar cada vez menos con respecto al que habla y más con respecto a la verdad que se expone... Veremos entonces que esta iglesia se convierte en dos..., tres, y cuatro mil fuertes iglesias. Tendremos el salón de lectura bajo esta plataforma lleno en cada reunión de oración, y veremos en este lugar jóvenes consagrándose al Señor, se levantarán ministros, se levantarán y llevarán este fuego a otras partes del planeta... Si Dios nos bendice, seremos de bendición para otras multitudes. Al enviar Dios su fuego, los pecadores más perdidos de este vecindario se convertirán a Dios, los borrachos dejarán sus copas, el blasfemo se arrepentirá de su blasfemia, el lascivo dejará su lujuria – Los huesos secos se levantarán y serán revestidos con frescura. Y corazones de piedra se volverán de carne..."

Spurgeon dijo en otra ocasión,

"Supongamos que Dios trajera a los hombres a la Salvación por causa de los méritos de ellos. ¿Dónde estarías vosotros borrachos? ¿Qué harías vosotros maledicientes? Vosotros que habías sido impuros y sucios, y cuyos corazones habían rechazado a Dios, y que aún hoy no lo amais, qué harías? Pero cuando entendemos que es por pura Gracia, entonces toda la vida pasada, tan oscura y maligna como haya sido, no puede retenerte para que no vengas a Jesús."


Tabernáculo Metropolitano.

Spurgeon era un hombre de oración, que vivía en su espíritu en comunión con Dios. Alguién dijo de él:

"Yo estaba caminando con él (con Spurgeon) en el bosque, y cuando llegamos a cierto lugar simplemente dijo, venga arrodillémonos junto a esta cabaña y oremos, y así elevó su alma a Dios en la más reverente y amorosa oración que he oido."
  
Orar era tan natural para él como respirar.

También, según el Dr. Theodore Cuyler, mientras caminando por el bosque tuvieron un tiempo de humorismo; Spurgeon paró de repente y dijo, "Venga Theodore, agradezcamos a Dios por la risa" y allí mismo oró.

Spurgeon era un hombre muy humilde a pesar de que miles de personas iban a escucharlo y nunca tomó la gloria para sí mismo, porque se veía a sí mismo como nada y daba toda la gloria a Dios.

Por muchos años fue afectado por una agonía física severa pues sufría de gota, además su esposa fue semi-inválida toda la vida, sin embargo fue siempre su secretaria personal y fue la que continuó el trabajo de publicación de sus escritos aun después de la muerte de él.

Muchas veces estuvo con gran dolor mientras predicaba. El sabía lo que era sufrir y su ministerio siempre fue atacado por oponentes.

La siguiente es una carta que escribió a su hermano.

"Mi Querido Hermano, fui llevado enfermo mientras trataba de predicar el Jueves y una horrible depresión y sensación de choque hizo mi que sintiera una gran miseria en mi predicación, me dieron medicina dos veces pero me sentía medio muerto. Podrías venir preparado con un sermón para el domingo en la noche porque es posible que sea capaz de predicar. Mis dientes me ponen nervioso, mi hígado me molesta y mi corazón me da gran pesar. Espero llevar a cabo la conferencia, pero ayer estaba muy lejos de lograrlo, es terrible. Deseo terminar el Reporte del Colegio, y se me acaba el tiempo ...

Con amor y de corazón, Tu agradecido hermano,
Charles."

A pesar de estar enfermo, Spurgeon tomaba tiempo para escribir a un muchacho que nunca conoció, y del cual solamente sabía por las oraciones de sus padres.

Durante sus últimos días estuvo parcialmente consciente, la Señora Spurgeon y los doctores sabían que pronto se iría. Cayó en completa inconsciencia desde el 28 de Enero hasta la tarde del 31 de Enero de 1892, cuando entró por la puerta celestial para estar con su Padre a la edad de 58 años.


**********************

Para Profundizar:

Biografía más completa de C.H. Spurgeon aquí-
Puedes leer cientos de sermones de C.H Spurgeon traducidos al español aquí. 
y también aquí.
Algunos Libros de C.H Spurgeon en español aquí o aquí-
The Daily Spurgeon

Fuente: Biografías Cristianas


Introducción a la serie, ¿Quién Era?

Estaremos publicando diferentes citas de C.H Spurgeon durante la semana en Facebook, no dudes en seguirnos (encuéntranos en la barra lateral derecha)

Read more...

El Propósito de la Biblia por J.R. Miller

>> 19.2.11



El Propósito de la Biblia por J.R Miller. (1909)

"Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra." 2 Tim 3: 16- 17 

Pablo no titubea en decirnos cuál es la inspiración de las Escrituras. Solamente la Biblia es la Palabra de Dios. Hombres santos la escribieron movidos por el Espíritu Santo. Hay otros libros muy buenos en el mundo, pero ninguno como la Palabra de Dios.

Debemos leer la Biblia reverentemente -- pues es Dios hablándonos en esas páginas.

Debemos creerla-- pues Su Palabra es absolutamente verdad.

Debemos obedecerla -- pues lo que Dios manda es bueno.

Deberíamos postrar toda nuestra vida a su influencia -- para que nuestra vida fuera guiada y moldeada por ella.

La Escritura es útil para enseñar -- esto es para instruirnos en todos los aspectos que conciernen nuestra vida.

La Escritura es  útil para redargüir -- nos muestra nuestros pecados, nuestras necedades, nuestros errores.

La Escritura es útil para corregirnos -- para traernos de regreso del camino malo al camino recto.

La Escritura es útil para instruir en justicia -- nos da la instrucción para vivir en todo lo que es Verdad y Hermoso.

"a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra."

El propósito de la Biblia, es hacernos hombres completos. Si la seguimos en todo-- nos va a mostrar el camino derecho, nos va a mostrar el ideal del carácter Cristiano, nos va a inspirar a vivir una vida santa"


 Solamente cuando Dios nos da un corazón nuevo, podemos amar y desear obedecer la Palabra.



©Traducido por Becky Pliego

Read more...

Carta Abierta a Mis Amigos

>> 18.2.11

Carta abierta a mis amigos que hace más de quince años no veo...



¿Qué es Teología Reformada?
¿Por qué soy Reformada?
¿Qué diferencia hace el ser Reformada?
¿Qué diferencia hay entre lo que creo hoy y lo que fui enseñada de joven?
¿De verdad importa?

Queridos amigos, éstos son algunos de los puntos que necesito explicar y establecer y quisiera ir explicándolos brevemente pero tan claro como mis habilidades me lo permiten. No quisiera en ningún momento aparentar ser una buena escritora, ni ser elocuente con mis palabras. Quiero y necesito explicarles con mis palabras lo que Dios, en su gracia y providencia, nos ha enseñado en estos años.

Que el Señor nos de hambre de conocerle más y vivir una vida santa, porque El es Santo.

¿Qué es Teología Reformada?

La teología reformada no es más que regresar a la Palabra de Dios. Tomarla como cien por ciento Verdad, sin errores, perfecta, confiable, inspirada por Dios; la única fuente de Verdad Absoluta. No recibe interpretaciones privadas ni fuera de contexto. La Biblia es un libro completo que empieza desde Génesis hasta Apocalipsis. Un pacto siguiendo al otro.

Es un libro donde vemos el carácter de Dios y por el cuál nuestra vida debería de ser regida. La Teología Reformada, al mismo tiempo que pone mucha atención a la doctrina, la cual es la base de nuestra fe, es muy práctica ya que afecta todas las áreas de nuestra vida de una manera activa.

¿Por qué Soy Reformada?

Yo nací en la iglesia Católica, fui bautizada, hice mi primera comunión y el Señor nos llevó a una iglesia evangélica. En ese entonces, se cantaban algunos coros y se enseñaba, en gran parte, con temor a Dios. Yo pase no sé cuantas veces a aceptar al Señor en mi corazón (porque se acostumbra a hacer el llamado - empezado por Charles Finney) siempre esperando que esa vez fuera la verdadera... por si no hubiera funcionado la pasada. Yo tenía 8 años. Allí crecí y viví mi juventud. Poco a poco el movimiento carismático entro con fuerza a la iglesia. Las señales y milagros eran buscados así como las experiencias personales. Salimos de allí años más tarde, mi esposo y yo, a una iglesia que tenía "el mover del Espíritu Santo." Y más que nunca, comencé a buscar lo sobrenatural. Gente brincando y sacudiéndose eran parte del servicio de cada domingo; el evangelio de la prosperidad (Dios quiere hacerte rico y sano) era enseñando en vez del evangelio de la Gracia. ¿Se predicaba la Palabra? No. Era una serie de demandas a Dios para bendecirnos, para mostrarnos una señal del cielo, "¡si tan sólo pudiera hoy escuchar ángeles, o su voz, o si tan solo me saliera aceite de las  manos!" entonces saldría del servicio llena de Él.

Después de varios años, por el trabajo de mi esposo, nos mudamos a Canadá y llegamos a una iglesia conservadora. Donde la Palabra era enseñada, desgraciadamente, el movimiento carismático, también fue introducido, no al grado que estábamos acostumbrados, pero poco a poco fue aceptado. Una teología más liberal y menos profunda en doctrina fue introducida para atraer masas... "Dios es amor y Dios te perdona... te acepta como eres, has bien a los demás”... esta teología se infiltro una vez más. El evangelio completo no se predicaba o temas serios eran evadidos.

Fue en ese tiempo, cuando fue introducida a nuestra vida una doctrina antigua; una doctrina que era totalmente extraña para mí. Una doctrina, que pone a Dios como el centro absoluto, Soberano, en control de cada  detalle. Donde no hay una micro-molécula en este universo que Dios no decida como se mueve ni a donde se dirige. ¡Qué difícil! Yo creí tener control en cierta medida de mi relación con Dios, yo podía aceptarlo o rechazarlo, mi libre albedrio era intocable por Dios porque me habían dicho "El es un caballero". ¡Qué irreverencia! sin saberlo, ponía a Dios como un recipiente de mi caridad en vez de ser YO la recipiente de la suya!

Me tomo dos años estudiar y re-acomodar enseñanzas que por años estaban centradas en mi persona en vez de Dios. Me tomo lagrimas y luchas,  pero gracias a Él y sólo a Él, no me dejo en ignorancia acerca de Él, sino que abrió mis ojos a su grandeza y majestad.


Por primera vez aprendí lo que es la mortificación del pecado, la Predestinación, su Soberanía, mi inhabilidad, mi dependencia absoluta a Él, la oración privada, la santidad en cada área de mi vida.  La lectura de Su Palabra en contexto y no versículos aislados, entender la Biblia como un todo y no como dos libros separados: uno para otros tiempos y el nuevo para hoy. Entendí la doctrina del pacto, y comencé a amar sus mandamientos.

Hoy vamos a una iglesia Reformada Presbiteriana, cantamos a capela Salmos, bautizamos adultos y bebes (no como la iglesia Católica para salvar, sino como señal del pacto - como era usada la circuncisión).Voy a una iglesia que antes la hubiera catalogado como muerta ¡Qué poco sabía!

En la iglesia Reformada he aprendido a temer a Dios a no salirme de lo mandado y establecido por Dios. Es muy conservadora en su enseñanza, aprendemos doctrina sana no adulterada; estudiamos libros de la Biblia, no temas aislados;  y la santidad y el pecado son predicados.

¿Qué Diferencia hace ser Reformada?

¡Mucha! No es una doctrina aislada, nueva y espectacular. Seguramente no va a atraer a las masas. Probablemente no te va a encantar, porque requiere morir a ti cada día. Entender que no hay nada en ti digno ni agradable a Dios, que tus actos más buenos, son trapos sucios delante de Dios no es popular. Creer que Dios está en control absoluto, es algo que te deja desarmado y en una sociedad que ama control... te advierto... no te va a gustar, a menos que El te conceda desearlo.

Cada área de tu vida se ve afectada, cuando vives creyendo que Dios es Soberano en todo; tú forma de hablar, de vestir, de pensar, de orar, de leer, tus deseos se ven transformados y tu dolor por el pecado en ti mismo es amplificado. Te dolerá hasta el alma pecar, te irrita, porque conoces al Dios de la Biblia, no al dios que nos han enseñado por años, ¡desearás con toda tu alma pecar no más! También entenderás lo que crees y porque lo crees. Los sacramentos toman otro sentido, guardar el día del Señor es especial. No tendrás grandes manifestaciones, ni visiones, ni oirás ángeles, ni te sacudirás de la risa; pero la santidad incrementara y tú… morirás más.

¿Qué diferencia hay entre lo que creo hoy y lo que fui enseñada de joven?

     
 



¿De verdad importa?

¡Sí, sí importa mucho! Todo lo que crees cambia radicalmente, lo que te motiva cambia, cambia también la forma de educar a tus hijos, la forma de leer las Escrituras, la manera de tratar a tu esposo, de hablar, de pensar, de vestir…¡TODO!  El pecado te irrita, te duele, te lamentas y es porque conoces más el carácter de Dios, su amor y su perdón. El Señor te abre los ojos y ves que sin Él, yo solamente merecía la muerte, el infierno, Su justicia, pero Su gracia me vio y decidió amarme a pesar de mi. Los versículos que conocía  ahora toman sentido dentro de un contexto. Pero como te dije, no te gustará esta doctrina de la Biblia, no es fácil… necesitas de Su gracia para que abra tus ojos y puedas ver, hasta el punto de amarla más que a tu vida propia.

Oro que el Señor te llene, querido lector, de un deseo por conocerlo más.


Norma 


Para Profundizar:


Grandes doctrinas de la Biblia 
Escogidos por Dios

Read more...

¡Una Sorpresa! - Actualizada-

>> 17.2.11



¡Les tenemos una sorpresa! A finales de este mes vamos a rifar una sorpresa entre las amigas de este blog.

¿Qué tienen que hacer para participar?

Simplemente dejarnos saber que son "amigas del blog", ya sea siguiendo este blog con blogger o en facebook (ver barra lateral derecha).  POR FAVOR DEJEN UN COMENTARIO EN ESTA ENTRADA CON ALGÚN EMAIL PARA LUEGO PODER CONTACTAR A LA GANADORA. (si nos sigues en facebook de cualquier manera  te pedimos que dejes un comentario aquí si te interesa participar en el sorteo)

Ya las tendremos informadas acerca de cuál va a ser el regalo (no, no va a ser un helado de menta con chocolate como el de la foto...), y no olviden invitar a más amigas a participar.

El sorteo lo vamos a hacer a la antigua... vamos a anotar los nombres en papelitos y los vamos a meter dentro de un sombrero y uno de nuestros hijos sacará el nombre de la ganadora. 

El sorteo lo vamos a hacer el SÁBADO 26 DE FEBRERO. 

EL REGALO VA A SER UNO DE NUESTROS LIBROS FAVORITOS. (o sea de J.C Ryle, Spurgeon, o Pink)

Bendiciones.

Norma y Becky

Read more...

¿Cuál es la Voluntad Para Mi Vida?

>> 16.2.11


"Pues la voluntad de Dios es vuestra santificación"                   I Tes. 4: 3

Nuestra santificación es la Voluntad de Dios para nuestra vida. No dudemos de ésto. El que seamos santos, apartados del mundo; el que transformemos nuestra mente, nuestros hábitos, nuestra manera de hablar, nuestras opiniones; el que mortifiquemos el pecado en nosotros, el que nos abstengamos de lo que a Dios no le agrada, eso es la voluntad de Dios para nuestra vida.

Estoy segura de que si estamos trabajando diligentemente en nuestra santificación, vamos a buscar en todas las áreas de nuestra vida hacer lo que es conforme a la Palabra de Dios; un verdadero creyente no debería de agonizar sobre las decisiones que debe tomar, pues constantemente está buscando la suprema voluntad de Dios para su vida: Ser Santificado.

Todo lo que nos sucede, todos los acontecimientos grandes y chicos alrededor nuestro tienen como fin nuestra santificación; todos los eventos que se van entretejiendo para formar nuestra vida, no son casualidad; todos están orquestados por la mano Soberana de Dios, todos están dirigidos por la Providencia Divina para santificarnos, para la gloria de Dios.

"Así que, hermanos, os ruego por las misericordias de Dios, que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios, que es vuestro culto racional. No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta." Romanos 12: 1-2

Cuando habitamos en la Palabra es más fácil tomar decisiones inteligentes y agradables a Dios, porque no buscamos lo nuestro sino lo que le agrada a Él; y la única manera de saber que le agrada a Él es a través de leer y escudriñar toda la Escritura, de habitar en ella.

Un creyente que busca de verdad hacer la voluntad de Dios jamás va a abrir la Biblia, como si ésta fuera una bola de cristal en la que puede encontrar paso a paso que hacer y que decisión tomar, porque entiende que la voluntad de Dios para Sus hijos no es un verso aislado de su contexto para darle el sentido que cada quién quiera. Un creyente entiende que, antes que nada,  lo que realmente importa detrás de cada decisión no es que nos vaya bien o no; lo que importa es que nuestra vida sea santificada; que en todo demos gloria a Dios.

Los que leen la Biblia sin orden y sin estudiarla para encontrar versos que les den ánimos y alguna dirección  (o los que abren el versículo del día en Facebook) no están habitando en la Palabra; en realidad no buscan su santificación, sino un verso para sostener sus decisiones y levantarse el ánimo.

La voluntad de Dios ya ha sido revelada en la Palabra de Dios; no hay más. Si escudriñamos la Palabra de Dios, si leemos todo el consejo de Dios, si de día y de noche meditamos en ella y encontramos en ella nuestro deleite; si hablamos de ella con nuestros hijos desde que nos levantamos hasta que nos acostamos; si no pasa un día sin que comamos de ella, entonces vamos a saber que decisiones debemos de tomar.


Becky

Read more...

El Matrimonio Existe Para Dar Gloria a Dios

>> 11.2.11

 El viernes es para tomar un cafecito con una buena amiga, y es por eso que hoy nuestra amiga Sylvia, es nuestra invitada y nos comparte en el mes del amor acerca del matrimonio. 

Gracias Sylvia.



Cuando recibí la invitación para escribir lo que dice la Biblia acerca del matrimonio, no dude en aceptar, y pensé: que tan difícil puede ser el explicarel versículo de Génesis 2:24 donde dice
 
“Por tanto, dejara el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne?"

Nunca imagine cuanto iba a aprender. Un sinfín de pensamientos vino en mi mente. No podía dejar de pensar en cada uno de los momentos por los que hemos pasado durante estos dieciséis años mi esposo y yo.

Me llevaría una eternidad tratar de relatar cada una de nuestras vivencias, muchas de ellas han llenado nuestras vidas de alegría, y otras no tanto, podría decir que nuestro matrimonio ha sido forjado en el horno de la vida.

Sin embargo, algo que quedo muy claro en mi corazón, mente y espíritu es que volvería a decir: Sí, te acepto como mi esposo.

El escribir sobre el matrimonio es un tema apasionante, porque en el podemos entender lo que significa amar, como Dios lo estipulo en su palabra.

Estamos viviendo tiempos, donde el matrimonio es considerado como un artículo desechable donde cada vez, es más difícil encontrarlo.

Ante esto, nos damos cuenta que existe un gran abismo entre la visión bíblica del matrimonio y el concepto humano. Sabemos cómo creyentes en Cristo, que el mundo no puede saber lo que es el matrimonio sin aprenderlo de Dios.

Por más conocimiento que el ser humano tenga, nunca tendrá la capacidad de entender el concepto del matrimonio tal y como Dios lo ha diseñado. Ante esto, nuestro matrimonio juega un papel muy importante ante los ojos de los no creyentes, ya que nuestro matrimonio es el testimonio de la relación entre Cristo y su novia, su Iglesia.

Veamos lo que dice la Biblia sobre el matrimonio en Génesis 2: 18-25,

“Y dijo Jehová Dios: No es bueno que el hombre este solo: le haré ayuda idónea para él. Jehová Dios formo, pues de la tierra toda bestia del campo, y toda ave de los cielos, y las trajo a Adán para que las viese como las había de llamar; y todo lo que Adán llamo a los animales vivientes, ese es su nombre. Y puso Adán nombre a toda bestia y ave de los cielos y a todo ganado del campo; mas para Adán no se hallo ayuda idónea para él. Entonces Jehová Dios hizo caer sueño profundo sobre Adán, y mientras este dormía, tomo una de sus costillas, y cerro la carne en su lugar. Y de la costilla que Jehová Dios tomo del hombre, hizo una mujer, y la trajo al hombre. Dijo entonces Adán: Esto es ahora hueso de mis huesos y carne de mi carne; esta será llamada Varona, porque del varón fue tomada. Por tanto, dejara el hombre a su padres y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne. Y estaban ambos desnudos, Adán y su mujer, y no se avergonzaban."

Ninguna de las criaturas que Dios creo, reunía las condiciones para ser la pareja de Adán. Tenía que ser de su misma esencia, un ser semejante, hecho a la imagen de Dios.

Aquí no estamos hablando de encontrar una persona perfecta, sin defectos o que sea compatible en todas las áreas de nuestras vidas. Sencillamente, esto no es el plan de Dios.

El matrimonio está diseñado para mostrar la gloria de Dios, de una manera en que ningún otro acontecimiento o institución pueda hacerlo.

En Efesios 5:31-31 dice

“Por esto dejara el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y los dos serán una sola carne. Grande es este misterio; mas yo digo esto respecto a Cristo y de la Iglesia.”

El apóstol Pablo nos recuerda el plan divino para el matrimonio que Dios instituyo en la creación, al recalcar su permanencia y unidad. La unión matrimonial es íntima e inquebrantable.

“El matrimonio es un reflejo sagrado del misterio magnificente y hermoso de la unión entre el Mesías y su Iglesia”       John MacArthur

Lo más importante que podemos decir sobre el matrimonio, es que existe para la gloria de Dios. El matrimonio toma como modelo la relación del pacto de Cristo con su pueblo redimido, la Iglesia.

Por lo tanto, el significado más elevado y el propósito más importante del matrimonio es exhibir la relación del pacto de Cristo con su Iglesia.

Como creyentes en Cristo, nuestro matrimonio es un testimonio de la relación entre Cristo y su novia, su Iglesia. Nuestro matrimonio va a dar a conocer una verdad o una mentira acerca de esa relación.

“A veces puede existir un tiempo de doloroso distanciamiento y de trágica reincidencia de nuestra parte, pero Cristo guarda su pacto para siempre. El matrimonio muestra eso. El matrimonio exhibe la Iglesia del amor, fiel al pacto de Cristo.

El matrimonio no se trata principalmente de estar o permanecer enamorado. Se trata principalmente de decir la verdad con nuestras vidas. Se trata de reflejar algo verdadero acerca de Jesucristo y de la manera en que El se relaciono con su pueblo. Se trata de mostrar en la vida real la gloria del Evangelio” --John Piper, Pacto Matrimonial-.

Con esto en mente, nos debemos de preguntar ¿qué es lo que nuestro matrimonio le está dando a conocer al mundo?

¿Qué es lo que está reflejando mi matrimonio? ¿Tenemos claro lo que significa este Pacto matrimonial?

No importa quienes seamos delante de los ojos de los demás, solamente la realidad de Cristo, trabajando en nuestras vidas, a través del matrimonio, mostrara la verdad de quiénes somos y en quien creemos.

En una de sus enseñanzas, Paul Washer, especifica que cuando uno se casa, tarde o temprano sale a la luz la persona que realmente eres. ¡Cuánta razón hay en sus palabras! Continua diciendo que cuando él estaba soltero, era muy espiritual, creía firmemente ser como Cristo, pero luego se caso y empezó a darse cuenta que tan lejos estaba de esa verdad.

Al casarnos con una persona, que es como nosotros: justificada, parcialmente santificada y todavía no glorificada, es lógico que la realidad de quienes somos va a salir a la luz.

El matrimonio es un llamamiento supremo por parte de Dios, para que pongamos nuestra vida al servicio de nuestros cónyuges. Este llamamiento es irrevocable.

Nuestro matrimonio no está basado en lo compatible que somos como pareja o que tanto nuestra pareja suple nuestras necesidades, o que bien me sienta al lado de esa persona.

A través del matrimonio, Dios nos permite vivir el llamamiento más importante de nuestras vidas. En este llamamiento vamos a tener la oportunidad de vivir una vida más profunda y significante  que jamás hayamos imaginado.

“Es más fácil perder nuestras vidas en el campo misionero, que hacerlo con la persona que estamos casados (Paul Washer).

En Mateo 16:24-25 podemos leer

“Entonces Jesús dijo a sus discípulos. Si alguno quiere venir en pos de mi, niéguese a sí mismo, tome su cruz y sígame. Porque todo el que quiera salvar su vida, la perderá, y todo el que pierda su vida por causa de mi, la hallara”.

¿Nadie de nosotros ha tenido que pasar por una experiencia de perder la vida por causa del evangelio, verdad?, pero si lo comparamos al estar casado, es esta nuestra oportunidad de experimentar esa misma situación, no es nada romántica, pero si es una forma de seguir a Cristo.

Otra escritura es la de Lucas 22:24-27 donde nos da una enseñanza de cómo podemos servir en nuestro matrimonio y dice:

“Hubo también entre ellos una disputa sobre quién de ellos sería el mayor. Pero él les dijo: Los reyes de las naciones se enseñorean de ellas, y los que sobre ellas tienen autoridad son llamados bienhechores; mas no así vosotros, sino sea el mayor entre vosotros como el más joven, y el que dirige, como el que sirve. Porque, ¿cuál es mayor, el que se sienta a la mesa, o el que sirve? ¿No es el que se sienta a la mesa? Más yo estoy entre vosotros como el que sirve”.

Una pregunta que tendríamos que hacernos: ¿Estamos dispuestos a tomar el papel de siervos dentro de nuestro matrimonio?

Alguien un día dijo: “Todos quieren ser llamados siervos de Dios, pero nadie quiere ser tratado como tal”.

El matrimonio nos da la oportunidad de servir y convertirnos en siervos de Cristo.

¿Cuándo fue la última vez que servimos a nuestra pareja, de tal manera que casi explotamos de alegría y gozo al hacerlo?

Muchas parejas se han decepcionado de su cónyuge, han llegado a pensar que se equivocaron al casarse con esa persona, pero en Juan 12:24-25, podemos leer que existe una manera de mejorar nuestros matrimonios día a día y es muriendo a nosotros mismos.

“De cierto, de cierto os digo, que si el grano de trigo no cae en la tierra y muere, queda solo; pero si muere, lleva mucho fruto.
"El que ama su vida, la perderá; y el que aborrece su vida en este mundo, para vida eterna la guardará.”

No hay que mirar por nuestros propios intereses, sino por lo de los demás, es otra exhortación que Pablo nos hace en Filipenses 2:3-4

“Nada hagáis por contienda o por vanagloria; antes bien con humildad, estimando cada uno a los demás como superiores a él mismo;no mirando cada uno por lo suyo propio, sino cada cual también por lo de los otros."

Dios generalmente te lleva a una relación con alguien que no es compatible con nosotros, que es débil en las aéreas que nosotros somos fuertes. ¿Cuál es el propósito? Ser conformes a la imagen de Cristo, tal como lo leemos en Romanos 8:28-29

“Y sabemos que los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados. Porque a los que antes conoció, también los predestino para que fuesen hechos conformes a la imagen de su Hijo, para que el sea el primogénito entre muchos hermanos”.

Dentro del matrimonio aprendemos tres aspectos fundamentales para la vida del creyente: amor incondicional, misericordia y gracia.

Nos casamos con la persona que nos enseña a dar misericordia y a amarla incondicionalmente. Es el mejor medio que Dios usa para santificarnos. Si nos hubiéramos casado con la persona perfecta, no tendríamos la oportunidad de acudir a Dios por su Gracia. No debemos de olvidar que el propósito del matrimonio es conformarnos a la imagen de Cristo.

El matrimonio es como cuando ayunamos: saca lo que realmente somos. El ayuno hace que padezcas hambre y tu cuerpo te exige comida, pero al no recibirla empieza a comportarse de una manera poco agradable, ¿verdad? Y por lo tanto podemos estar algo irritables, de mal humor. Pero una vez que terminamos ese ayuno, podemos ver el beneficio. Asimismo, el peor de los matrimonios, puede traer el mejor de los beneficios: acudir día a día a la presencia de Dios y depender de su Gracia totalmente.

Cuando me case, me di cuenta que tan diferentes éramos mi esposo y yo. Un poco tarde para darme cuenta, ¿no creen? Podría decir que hasta llegue a pensar: ¿me equivoque?, pero después aprendí que Dios tenía un propósito. Cometemos un gran error en cuestionar a Dios, en vez de esperar pacientemente a que El nos dé a conocer su propósito. Hoy puedo decir que no, no me equivoque y que aun con todas las incompatibilidades que existen, Dios había escogido mi matrimonio para enseñarme a amar incondicionalmente y ser como Cristo. Cuesta mucho, pero mucho, pero me dio un esposo ideal para darme cuenta que la Gracia de Dios me es suficiente y que dependo solamente de Él.

Sylvia

Read more...

Ideas Para Forrar tu Biblia

Entre el corre y corre les dejo una idea padre para forrar Biblias, agendas o cuadernos.




Aquí hay otra muy bonita.





También me encanta para forrar un cuaderno y anotar los versículos bíblicos que estamos repasando.

¿Para qué te gustan a ti?

Read more...

La Mujer Cristiana en la Mesa del Café.

>> 10.2.11

Ya sea alrededor de una mesa con amigas y muchas tazas de café, o en una sobremesa después de un desayuno, o en una reunión de oración,  la mujer Cristiana debe cuidar un tesoro preciado, el honor de su marido, el nombre de su esposo y el de sus hijos.



"Por lo demás, cada uno de vosotros ame también a su mujer como a sí mismo; y la mujer respete a su marido."  Efesios 5: 33

Se nos enseña claramente en la Biblia a respetar a nuestro marido y  sin embargo, es muy común escuchar en un círculo de amigas Cristianas quejas de sus esposos. Tristemente estas quejas están, la mayoría de las veces, escondidas tras "peticiones de oraciones" ante unas guerreras de oración que lo único que parecen estar derribando es el honor se sus maridos y sus hijos.

Tengamos cuidado, seamos prudentes y no expongamos las debilidades de nuestro marido y de nuestros matrimonios ante nuestras amigas en el café. No es Bíblico hacer esto.

No tenemos que mentir, ni inventar que todo está perfecto, podemos pedir oración en general SIN entrar en detalles de ningún tipo; pero es más importante que nosotras mismas vayamos delante de Dios e intercedamos por nuestro matrimonio y por nuestros hijos.

Deseo que mi marido esté seguro de que no voy a sacar a luz nuestros problemas, nuestras diferencias y nuestras debilidades cuando estoy con mis amigas. Sé que mis hijos saben que jamás voy a platicarle a mis amigas las áreas en las que flaquean y en las que los estamos disciplinando.  No es Bíblico exponer el corazón de nuestro esposo y de nuestros hijos ante el grupo de amigas que nos rodea.

Actuemos en Gracia, cubriendo las debilidades de nuestro marido e hijos con amor, con oraciones; no con quejas y murmuraciones disfrazadas de piedad. Amemos apasionadamente a nuestro hombre, cuidemos su honor, su nombre.... ¿no es esto también una forma de hacer el amor?

Seamos valientes y no caigamos en el juego; no seamos partícipes de esas platicas, no seamos partícipes de reuniones de "oración" que se caracterizan por "peticiones de oración" cargadas de acusaciones contra los maridos.

Que Dios nos ayude a  amar a nuestros esposos con nuestras palabras, en lo privado y en público; que su corazón esté confiado, sabiendo que somos mujeres prudentes, que como un tesoro preciado guardamos su nombre y su honor.

Que el Señor nos ayude a hablar palabras que edifiquen al que oye; que aprendamos el arte de amar apasionadamente con nuestras palabras en todo momento; y así obedezcamos a nuestro Padre en el Cielo y demos honor a nuestro marido e hijos.


Becky

Read more...

J.C. Ryle y La Puerta Estrecha

>> 9.2.11


J.C Ryle Quotes

"Hay una puerta que nos lleva al perdón, a la paz con Dios, al cielo. Cualquiera que pase a través de ella será salvo. Nunca, y esto es cierto, había sido una puerta tan necesaria. El pecado es una inmensa montaña entre el hombre y Dios. ¿Cómo podrá el hombre escalarla? -El pecado es es una gran muralla entre entre el hombre y Dios. ¿cómo podrá algún hombre atravesarla? Dios está en el cielo, santo, puro, espiritual, sin mancha, Luz sin ninguna tinieblas, un Ser que no tolera el pecado, la maldad, que no ve al inicuo. El hombre, en cambio, es un gusano caído, que se ha venido arrastrando en la tierra lleno de pecado, corrupto, errante, siempre defectuoso, es un ser cuya imaginación es siempre mala, y su corazón es engañoso más que todas las cosas y desesperadamente perverso. ¿Cómo puede entonces el hombre ser reconciliado con Dios? ¿Cómo puede el hombre acercarse a su Creador sin miedo y vergüenza? ¡Bendito sea Dios, que Él mismo ha hecho posible un camino! Hay un camino. Hay un sendero. Hay una puerta. Es la puerta de la que nos habló Cristo cuando dijo, "estrecha es la puerta".

Esta puerta fue abierta para pecadores por el Señor Jesucristo. Desde la eternidad, Él prometió que la abriría. En el cumplimiento del tiempo, Él vino al mundo y la abrió a través de su propia muerte, de su propio sacrificio en la cruz...

Esta es llamada la puerta estrecha, y no es llamada así sin causa alguna. Es estrecha, angosta, es difícil de entrar por ella; y así lo será siempre. Es angosta para todos aquellos que aman su pecado y no quieren separarse de Él. Es estrecha para todos los que han puesto sus afectos en este mundo, y buscan primeramente las recompensas y placeres que éste ofrece. Es angosta para todos los que huyen de los problemas y están dispuestos a lo que sea, inclusive a sacrificar sus almas para no vivir calamidades. Es angosta para aquellos  que se deleitan de la compañía del mundo y prefieren perderse entre la multitud. Es angosta para los que se creen sin pecado, para los que se llaman "buenas personas" y merecen el cielo. A todos éstos, la Gran puerta que Cristo ha abierto es estrecha, angosta. En vano creen que pueden intentar pasar por ella. La puerta no los va a admitir. Dios no está dispuesto a recibirlos; sus pecados "no son tantos" como para ser perdonados y por lo tanto, no pueden ser salvos de la manera que Dios quiere salvar a los suyos. Miles, por los últimos años han tratado de hacer la puerta más ancha, miles se han esforzado y han trabajado en vano para lograr hacer la puerta más ancha; para llegar al cielo con estándares más bajos. Pero la puerta no cambia. No es elástica; nunca se va a hacer más ancha para que más puedan entrar de una manera más fácil. Hoy sigue siendo una puerta estrecha.

Y así como es de estrecha esta puerta, es la única por la que los hombres pueden entrara al cielo.  No hay ninguna puerta lateral , no hay otra. Todos lo que han de ser salvos han de entrar por esa puerta, por la puerta estrecha; todos lo que han de ser salvos lo van a ser por medio de Jesucristo y por la fe de Él. Nadie va ser salvo por sus propias obras,  las mejores obras que cualquier hombre pueda gacer son como pecados espléndidos. Nadie va a ser salvo por orar o leer la Biblia, o ir a la Iglesia; aunque hayamos hecho todo esto, seguimos siendo siervos inútiles. Cualquier otro camino que queramos tomar para llegar al cielo es una pérdida de tiempo.  Los hombres podrán buscar a la derecha, a la izquierda, a un lado, al otro y jamás encontrarán otra puerta..." (1)


 Nuestro consuelo es que Dios es fiel y que a los que Él llama no los deshecha. Si oyes hoy su voz no endurezcas tu corazón.

Becky



1. Estas palabras fueron traducidas (por mi, ©Becky Pliego) del libro de J.C Ryle,  Practical Religion, del capítulo titulado Self-Exertion. (este capítulo puede ser leído aquí)



¿Quién era J.C. Ryle?

Read more...

¿Quién era J.C. Ryle?

>> 7.2.11

J.C Ryle Quotes

Puedes leer la introducción  esta serie aquí.

Sin duda J.C Ryle es uno de nuestros escritores favoritos del siglo XIX (hablo de las administradoras de este espacio). John Charles Ryle ha sido de verdad, un hombre que con sus libros ha influenciado nuestra manera de vivir el Cristianismo.

¿Quién era J.C. Ryle?

Ryle fue un pastor Anglicano del siglo XIX; también conocido como "El hombre de granito con corazón de niño"

Ryle fue un contemporáneo de Charles H. Spurgeon; Moody; George Müller, y Hudson Taylor. Cuando J.C Ryle tenía 15 años Charles Darwin se graduó de Cambridge. La suya fue la época de Dickens; la Guerra Civil en los Estados Unidos y un México luchando por su independencia.

J.C Ryle nació en Macclesfield, Inglaterra; en una familia muy bien acomodada; Él estudió en Eton y en Oxford y probó ser un excelente estudiante, inclusive ganó becas y varios premios académicos. Sin embargo, en este momento tan importante dentro de su vida, a los 21 años de edad contrajo una grave enfermedad del pulmón que lo confió a la cama y así fue que comenzó a leer la Biblia, algo nada común para él.

Se dice que un día al entrar en una Iglesia oyó la lectura de Efesios 2: 8 que dice, "Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios" y en ese momento el Espíritu Santo lo convenció de su pecado y desde ese día nunca dudó del perdón de Dios y de que por la Gracia de Dios había sido perdonado.

En la vida de Ryle vemos un ejemplo claro de como Dios mueve las circunstancias alrededor de los suyos para enderezar sus pasos y llevarlos hacia donde Él quiere.  Una mañana J.C Ryle despertó con la noticia de que su padre estaba en banca rota y de un día para otro su situación financiera cambió del todo. Todas estas circunstancias lo fueron llevando hacia el ministerio y a los 25 años de edad se convirtió en un ministro de la iglesia de Inglaterra. A los 27 años fue transferido a la ciudad de Helmingham en donde sirvió hasta sus 40 años.

Fue durante estos años que tuvo providencialmente el tiempo para estudiar y adentrarse en los grandes libros. Sus autores favoritos fueron los Puritanos entre ellos Bunyan y Charnock; los reformadores del siglo XV como Knox, Cranmer, Calvino, y Lutero. Los escritos de estos hombres siempre permanecieron en el centro de sus enseñanzas.

En su vida personal sufrió pérdidas; su primer esposa murió cuando solamente tenían pocos años de casados. Tiempo después se volvió  a casar y a los seis meses después de la boda, su nueva  esposa  contrajo una enfermedad larga (de 10 años de sufrimiento) a través de la cual él se mantuvo fiel a ella, sirviéndole con amor. Al morir su esposa, él se quedó con cinco hijos bajo su cuidado.

A los 45 años se mudó a Stradbroke, en donde conoció a su tercer esposa, Henrietta Clowes, a quién Dios le concedió una vida saludable y fuerte. Fue una gran esposa  y compañera, una Creyente fiel; y su matrimonio fue uno digno de admirarse.

J.C Ryle comenzó a escribir tratados cortos, siempre claros, concisos y basados en la Escritura. Su pensamiento siempre fue lógico y razonable pero a la vez sensible. Cuando su fama creció y la gente comenzó a pagar por sus libros, sermones y tratados; él usó las regalías para pagar las deudas de su padre.

A los 64 años de edad fue llamado a ser obispo en Liverpool en dónde sirvió los últimos 20 años de su vida.

J.C Ryle  fue un hombre de fe que luchó por defender la Sana Doctrina; él creía en las doctrinas de la Gracia, en la depravación total del hombre, en la en la elección incondicional,  en la expiación limitada, en el llamamiento irresistible y en la perseverancia de los santos; doctrinas esenciales que definen el Cristianismo Bíblico en el cuál está anclada nuestra fe. 


Para Profundizar:

 J.C Ryle Quotes; en esta página puedes leer cada día diferentes citas de sus libros; el responsable de este sitio es Eric Kowalker-

En Monergism pueden comprar una excelente biografía de J.C Ryle.

Algunas biografías u poco más completas en español se pueden leer aquí-y aquí

Una lista de diferentes libros que J.C Ryle escribió pude verse aquí. (libros en inglés)

Aquí puedes comprar algunos de sus libros en español; y otras de sus obras están disponibles en línea:

Pensamientos Para Hombres Jóvenes
¿Ha Nacido Usted de Nuevo?
Distinción entre la Justificación y la Santificación
El Perdón
La Santificación



Becky


Introducción a la Serie, ¿Quién Era...?

**************************

Read more...

Introducción a la Serie "¿Quién era ....?"



Quizá hayas leído alguna de las frases de J.C Ryle , de Spurgeon, de Thomas Watson o de Octavius Winslow, (inclusive de John Piper y MacArthur) en Facebook, y te haya gustado mucho y a lo mejor hasta eres fan de sus páginas, pero no sabes más de ellos. Esta serie de pequeñas biografías tiene como objetivo animarte, primeramente, a estudiar la Historia de la Iglesia, a los hombres y mujeres piadosos que han dado su vida, sus años, su tiempo al estudio de la Sana Doctrina y a la defensa de la Fe. 

Es importante que los que nos llamamos Cristianos aprendamos a analizar lo que estos hombres dijeron dentro de un contexto. Si conoces la vida y la Teología (en general) de ciertas personas puedes entender mejor las frases que se citan de ellos.  Por más que me guste una frase no puedo aceptarla si no estoy de acuerdo con la persona detrás de la frase. Esta serie, entonces, también tiene como objetivo animarte a escudriñar lo que otros dicen  a la luz de las Escrituras.

En cada pequeña  biografía vamos a recomendar diferentes libros y sitios web para que puedas estudiar más afondo la vida y obra de los personajes que vamos a presentar.

Deseamos que esta serie sea de utilidad para muchas de ustedes.

Becky

Read more...

Recuerda que puedes suscribirte para recibir las nuevas publicaciones en tu correo.

Fotos Y Líneas

Si quieres usar una foto o texto de este sitio, por favor déjamelo saber a través de un correo o mensaje. Y espera mi permiso por escrito.
Estas son nuestras fotos. Nuestro diario en pixeles y palabras.
Gracias.
Se produjo un error en este gadget.

Norma y Becky

Norma y Becky
Norma y Becky

Blog template by simplyfabulousbloggertemplates.com

Back to TOP